RESUMEN “LA MUERTE DEL AUTOR” DE ROLAND BARTHES

Hola nuevamente!.

Aprovecho este espacio para compartir con tod@s un breve resumen de la lectura mencionada en la entrada anterior: “La muerte del autor” donde Roland Barthes afirma lo siguiente:

-La escritura es la destrucción de toda voz, de todo origen. La escritura es un lugar neutro donde acaba por perderse toda identidad.

-Cuando comienza la escritura, la voz pierde su origen y el autor entra en su propia muerte.

-El relato jamás ha estado a cargo de una persona, sino de un mediador.

-El autor es  un personaje moderno, fruto de la ideología capitalista.

-El lenguaje es el que habla (no el autor) = “performa”= forma verbal en la que la enunciación no tiene más contenido que el acto por el cual ella misma se profiere.

-La enunciación en su totalidad es un proceso vacío que funciona a la perfección sin que sea necesario rellenarlo con las personas de sus interlocutores, ya que lingüísticamente el autor nunca es nada más que el que escribe.

-El Autor se aleja/distancia a todos los niveles respecto del relato. El campo de origen es el mismo lenguaje.

-El escritor moderno nace a la vez que su texto. No existe otro tiempo que el de la enunciación.

-Un texto está constituido por un espacio de múltiples dimensiones en el que se concuerdan y se contrastan diversas escrituras, y donde ninguna de las cuales es la original. El texto es un tejido de citas provenientes de los 1000 focos de la cultura.

-El escritor se limita a imitar un gesto siempre anterior, mezclar escrituras (no es original). Explica las palabras a través de otras palabras, y así indefinidamente.

-Darle a un texto un Autor es imponerle un seguro = cerrar la escritura.

-En la escritura múltiple todo está por desenredar pero nada por descifrar. Puede seguirse la escritura, se la puede reseguir en todos sus nudos y todos sus niveles, pero no hay un fondo. El espacio de la escritura ha de recorrerse, no puede atravesarse. La escritura instaura sentido sin cesar, pero siempre acaba por evaporarlo; precede a una exención sistemática del sentido.

-Un texto está formado por escrituras múltiples, procedentes de varias culturas y que, unas con otras, establecen un diálogo, una parodia, un cuestionamiento. Pero existe un lugar donde se recoge toda esa multiplicidad, y ese lugar no es el autor sino el lector.

-El lector es el espacio mismo en que se inscriben, sin que se pierda ni una cita, ya que todas ellas constituyen una escritura.

-La unidad del texto no está en su origen, sino en su destino, y éste ya no puede ser personal. El lector es un hombre sin historia, sin biografía, sin psicología; es tan sólo ese alguien que mantiene reunidas en un mismo campo todas las huellas que constituyen el escrito.

-El nacimiento del lector se paga con la muerte del Autor.

Bueno, esto es todo. Espero os haya inspirado el artículo amig@s!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: